Facebook Twitter LinkedIn
25 de octubre de 2018

IX Reunión de Operadores de Mercado Abierto

La IX edición de la Reunión de Operadores de Mercado Abierto del CEMLA fue auspiciada por el Banco Central de Chile, en Santiago, del 10 al 12 de octubre de 2018. Participaron un total de 27 funcionarios de 22 instituciones, que incluyeron bancos centrales y organismos internacionales de América Latina y el Caribe, Europa y Asia.

La reunión se dedicó a comprender mejor las implicaciones y la respuesta de los marcos de operaciones monetarias de la banca central en economías emergentes en vista de la llamada “normalización” de la política monetaria en las economías avanzadas.

Principales mensajes

Una de las principales conclusiones de la reunión es que las economías de América Latina y el Caribe no han estado exentas de los efectos de la normalización de la política monetaria de economías avanzadas. Además, el aumento global de la aversión al riesgo y la guerra comercial, así como la volatilidad de los tipos de cambio y la regulación financiera internacional, han acentuado dichos efectos en un gran número de economías de la región.

También se destacó que los bancos centrales enfrentan desafíos idiosincráticos para operacionalizar la política monetaria en un escenario de normalización. Estos desafíos van desde la necesidad de realizar ajustes fiscales a corto plazo hasta abordar problemas más estructurales como una liquidez excesiva y mercados nacionales incipientes y fragmentados, así como una limitada actividad interbancaria.

Ante este escenario, se llegó a la conclusión de que los operadores de mercado abierto en la banca central de la región deben contar con capacidad analítica para dar seguimiento y analizar los desarrollos del mercado y con ello tener una comprensión adecuada del efecto de los cambios que se producen en el ámbito internacional y nacional.

Otra lección relevante aprendida en la reunión es que los bancos centrales han demostrado ser talentosos en la ejecución de estrategias no convencionales para adaptar sus marcos de operaciones monetarias y así responder a la normalización de la política monetaria, tanto en economías avanzadas como en las emergentes.

 

 

 

 

Loading